Plastinados

Esta es una moderna técnica para la investigación docente que permite conservar órganos y de manera inocua para el ser humano al transformarlo en un producto plástico

Esta es una moderna técnica que permite conservar órganos, pudiendo de esta manera, descubrir y analizar los tejidos y estructura del cuerpo humano o de otra especie.

Esto la transforma en la técnica más moderna para la preservación macroscópica de material biológico, lo que consiste en la sustitución de los líquidos titulares, como el agua y los lípidos (grasas), por resinas elásticas de silicón, obteniendo de esta manera especímenes secos

Usando la plastinación los órganos no sufrirán descomposición, pudrición, quebrantamiento o mal olor, muy por el contrario, las piezas se conservarán secas, con volumen, forma y coloración similar a la natural.

Lo ideal y más valorado por aquellas personas que trabajan con piezas plastinadas es que éstas no sólo se pueden ver, sino también tocar y manipular, transportar y guardar en casi cualquier sitio.